La comunicadora venezolana se encuentra en Manaos, donde pasó de cocinera a un proyecto para niños en situación de riesgo y de muchachas embarazadas. Afirma que hay que emigrar con los hijos, aunque sea duro.

Por: Ernestina Herrera  |   11 May, 2021 - 3:48 pm

Liz Martínez, periodista venezolana egresada de la Universidad Católica Andrés Bello es hoy nuestra entrevistada en el programa radial El Periódico con los Vecinos que se transmite por Tu Preferida 104FM.

Ella, como tantas otras venezolanas, emigró hacia la ciudad brasilera de Manaos y, aunque reconoce que muchos la tomaron por loca por la edad que tenían sus pequeños hijos, Alberto y Amanda, de 6 y 3 años; no se arrepiente de hacerlo. El camino ha sido duro, complejo y laborioso, pero ha cumplido sus objetivos salir de la crisis venezolana y buscar un horizonte de esperanza para sus hijos

Migración venezolana

La migración venezolana continúa a pesar de la pandemia. Para noviembre de 2019, según ACNUR, más de 4,6 millones de personas habían salido del país y el 80% de ellas está en otros países latinoamericanos. Esa cifra ha aumentado considerablemente y se calcula ya llega a los seis millones. Para los venezolanos, no hay distancia suficiente para alejarse del colapso económico y social de su país.

Latinoamérica ha vivido una larga historia de flujos migratorios. Sin embargo, hoy atraviesa un éxodo sin precedentes: desde 2016, más de 4,6 millones de mujeres, hombres y niños han salido de Venezuela en busca de un futuro mejor, según cifras de la agencia de refugiados ACNUR.

La migración venezolana es la mayor movilización humana de la historia reciente de la región. Los migrantes huyen de la crisis humanitaria y económica que ha deteriorado la seguridad ciudadana y los estándares de vida en ese país.

Según la ACNUR, cada día entre 4.000 y 5.000 venezolanos salen del país, la mayoría a pie, a un destino incierto, pero con la esperanza de un mejor futuro para sus familias. Su movilización está cambiando el rostro de América Latina y el Caribe para siempre.

Entre los principales países de acogida se encuentran Colombia, Perú y Ecuador, y también Brasil:

Particularidades

La migración venezolana presenta diversas particularidades. Debido a su magnitud, está generando una enorme presión en los países receptores, sobre todo en materia de salud, educación y empleo, los que han respondido con controles más estrictos

Liz Martínez escogió Brasil, y en su desempeño dejo atrás su titulo de periodista para aprender nuevos oficios adaptados a su nueva realidad. Es así como en la actualidad le da clases a menores en condiciones irregulares y nos explica  que “el 1 de julio de este año se cumplen tres anos que salí de Maturín rumbo a Manaos. Lo primero fue enfrentarme a una lengua que yo creía era muy fácil pero que no lo es , resulta complicada, me ha costado mucho, es que loro viejo no aprendo a hablar. Mis hijos hablan portugués perfectamente, pero nada es imposible, estoy aprendiendo una nueva cultura, los brasileros son muy conservadores, situaciones que son para nosotros normales ellos las ven de otra forma; son diferentes, me sucedieron cosas feas, conseguí una mano amiga, me ayudaron con mis hijos, me contrataron por día, una vez en cocina, otras  en limpieza, lo necesario para mi mantenimiento básico, así me fui manteniendo«.

Liz dice que adaptarse a la cultura ha sido un primer paso, dadas las características vivenciales de los brasileros. Ella llegó a una institución que se encarga de niños en situación irregular y eso ha sido bastante bueno para su consolidación. Salió a otros organismos.

Pase como seis meses haciendo cursos, aquí traes tu diploma y eso no vale nada. Pase a una institución que se llama ADRA que da cursos de capacitación para los migrantes venezolanos, y de allí a un organismo  que se llama  Sueños para los niños, estuve un año como cocinera hasta diciembre. Me dieron la oportunidad gracias a mi capacitación. Ahora soy  profesora en español y ambiente de niños con problemas familiares de un barrio populoso de Manaos, y además estoy en otro proyecto para menores embarazadas que se les da manualidades para que ellas mismas participen en la preparación de sus propias canastillas, me siento realmente identificada con este proyecto”.

Dice que ir en “un punto cero para sentirme como en un punto 20. Pienso que me falta mucho, sigo estudiando  portugués, yo se que al final de este añoo te voy a dar la buena noticia de que voy a ejercer el periodismo, aquí los medios de comunicación es algo insólito, yo he viajado por muchos países y aquí el periodismo se hace de otra manera

Liz Martínez enfatiza que aun cuando viajar con hijos es difícil no cree haberse equivocado, pues  son precisamente sus hijos los que se han constituido en su fortaleza y en su necesidad imperiosa de cambiar.

NOTICIAS RELACIONADAS
Llegarán más de 12 millones de vacunas Soberana de Cuba
La vicepresidenta Ejecutiva de la República, Delcy Rodríguez, informó este jueves que para este año llegarán 12 millones de vacunas al...
Leer más
La AN creó una Comisión Mixta para normalizar relaciones con Colombia
Como parte del proyecto de acuerdo en respuesta a la Proposición 034 del Congreso de Colombia, aprobada el 19...
Leer más
Una ciudad comunal en El Ávila: la propuesta de Nicolás Maduro que generó controversia
El presidente Nicolás Maduro volvió a causar controversia en las redes sociales...
Leer más
INAC autoriza a aerolíneas para vuelos especiales entre noviembre 2021 y enero 2022
La conexión aérea entre Venezuela y España se retomará en noviembre y diciembre...
Leer más
Así podrás registrar tus vacunas en Patria para tener luz verde en el Semáforo Covid
Para acceder a establecimientos comerciales, de ahora en adelante será necesario...
Leer más
BOLETÍN DE NOTICIAS
Suscríbete a nuestro boletín de noticias y mantente conectado a la actualidad

Suscribirse a Notificaciones

Concede permiso a El Periódico de Monagas para recibir alertas de las últimas noticias y mantenerte conectado a la actualidad.