2 de noviembre de 2018 | 802 Visitas hasta ahora...

“No hay nada más peligroso que un país con hambre”

Last Updated on

Para José Agustín Campos, presidente de Confagan, “no hay nada más peligroso que el hambre en el pueblo”. Campos durante la transmisión del programa “El Periódico con los Vecinos” se refirió a que el sector productivo está en capacidad de garantizar la seguridad alimentaria, pero requiere que el Estado a su vez se comprometa en darle el apoyo institucional a este sector en quien descansa la paz de la Nación, hombres y mujeres que con su trabajo dan la comida.

Campos, que es sumamente crítico con el Gobierno, dijo que él particularmente hubiera preferido que el Gobierno en vez de cancelar ese excedente en el pago de un salario mínimo de 1800 Bs.S que ya lo pulverizó la inflación, tal aporte lo hubiera utilizado para todo el marco de financiamiento y de seguridad jurídica que requería el sector productivo nacional.

Campos, después de manifestar en el programa que dirigentes como él, que creen en la democracia, se hacen presentes en programas como éste para explicar lo que está pasando con la cadena productiva nacional.

“La gente ignora que por ejemplo, en el sector cárnico, el ganadero requiere de tres años para colocar un toro a puerta de canal, pero en este lapso de tiempo hay mucho que hacer y mucho que gastar: está la vacunación que toda se adquiere en dólares porque se trata de productos importados, está el costo de los insumos, porque no se trata de colocar a un ganado para que coma piedra, igualmente está el monto de los insumos ¿Cuánto cuesta por ejemplo un caucho para un tractor, o el aceite para andar un tractor?, y si a eso agregamos problemas mucho más graves como es el hecho de que no cuentan ni siquiera con la seguridad necesaria. ¿Cómo le pedimos a un hombre que se interne en una finca donde le cobran vacunas y donde el Estado no garantiza la seguridad?”.

Para José Agustín Campos la inflación ha castigado severamente el sector productivo nacional y -nosotros creemos que fuera de las medidas macroeconómicas que deben tomarse para reducir la inflación, debemos tomar en cuenta que tenemos una tierra fértil como la de Monagas, pero realmente se requiere tan poco para que se movilice la producción y se tengan resultados.

Campos también llama la atención sobre la conciencia que debe existir para el sector productivo, manifiesta con respecto al desarrollo de la Feria de la Carne que se celebró el miércoles pasado y la cual, debido a la carencia de carne en el mercado rompió las expectativas que este tipo de eventos pudiera realizarse con mayor periodicidad que en vez de ser dos veces por año, -pudiera ser mensual si cada uno de los productores cediera algo de su producción para canalizar lo que requiere un conglomerado como el nuestro sometido al desabastecimiento, podríamos hacerlo si todos tuviéramos la conciencia de ayudar.

Se pronunció por acabar con esa tendencia que según él, está metida hasta los tétanos en el sector comercial de ganar, ganar y llevar sus ganancias hasta términos demasiados altos sin pensar en el pueblo que es el que sufre las carencias y las necesidades de la inflación.

Acerca de en qué momento pudiera acabarse el desabastecimiento de carne que existe en el país respondió:
-No podemos predecirlo, porque realmente este fenómeno inflacionario nos mantiene en suspenso a todos, no sabemos cómo vamos a responder, si compramos un producto hoy y dentro de tres días está cotizado en otro monto, así que creemos en la necesidad de apuntalar la producción, es la única forma que puedan solucionarse muchas cosas, sino apuntamos hacia allá no habrá variaciones. //Ernestina Herrera

Comparte esta publicación

Loading...

Edición impresa

1

Caricatura