11 de agosto de 2017 | 134 Visitas hasta ahora...

Acusan a porteros, enfermeros y camilleros de vender insumos

Personal ajeno al principal centro de salud de la ciudad también deambula por el Humnt ofreciendo los productos y medicamentos

Humnt

Pacientes del Hospital Universitario Dr. Manuel Núñez Tovar de Maturín denunciaron que los porteros, camilleros y enfermeros del referido centro de salud, son los primeros en bachaquear los insumos y medicamentos dentro del nosocomio central.

Así lo señaló María Acevedo, quien lleva cinco días en el centrro asistencial debido a que su hijo de 29 años presenta un enema cerebral.

“Los mismos trabajadores de acá y gente ajena que deambula por el hospital están pendientes de qué medicamentos o insumos nos piden los médicos y al rato se nos acercan para ofrecernos lo que necesitamos”, dijo.

En este sentido afirmó que el hilo quirúrgico lo venden en 28 mil, es decir, dos mi bolívares más caro que en la farmacia.

La Dipirona la ofertan en seis mil, el Ketoprofeno lo ofrece en 50 mil bolívares, al igual que la Vancomicina.

La mujer también denunció que el Humnt solo está realizando la hematología pero el resto de lo exámenes debe realizarlos en laboratorios privados.

El jueves en la mañana necesitaba trasladar a su hijo a una clínica para realizarle una tomografía, por la cual debía pagar 138 mil bolívares ya que el área de imagenología del hospital está dañado desde hace más de tres meses.

Sin embargo la ambulancia del Humnt no había llegado en toda la mañana y al mediodía tuvo que subir a la dirección del referido centro asistencial para ver si la podían ayudar con el traslado.

Sin especialistas

Por su parte Petra Marín, madre de un infante recluido en el área de emergencias pediátricas, afirmó que en las noches las madres bajan corriendo con los niños en brazo cuando se descompensan, porque en el segundo piso no hay médicos especialistas que atiendan una emergencia en las noches.

“Mi hija está hospitalizada por asma y me dicen los médicos que me van a remitir al segundo piso, pero me da miedo que en medio de la noche le de otro ataque y no haya nadie que pueda ayudarla, como ocurrió la noche del miércoles cuando una niña se ahogaba y la mamá tuvo que traerla corriendo a la emergencia”, dijo.

Marielys G. Chávez


Loading...

Edición impresa

1-large

En Twitter...

Caricatura

CARICATURA - 19 NOVIEMBRE (DOMINGO)